Bar Quintana. Súria
Proyecto del nuevo bar emblemático

  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0
  • 0

El encargo hecho por los hermanos Quintana consiste en proyectar el nuevo establecimiento, en sustitución del local que durante décadas fue el centro neurálgico del pueblo de tradición minera, un establecimiento lleno de olores, colores y sabores de tradición y el paso del tiempo.

Transmitir estos valores ha estado nuestro objetivo y deseo, utilizando materiales existentes, recursos constructivos y objetos encontrados como el pavimento hidráulico que ordena el pavimento actual realizado con piedra de Sant Vicenç, la cerámica esmaltada catalana utilizada como revestimiento en el baño, las picas de mármol realizadas a mano, los colgadores utilizados en el arrimadero actual o hasta antiguas botellas, láminas y una larga lista de elementos que decidimos que siguiesen formando parte del espacio.

Se reutilizan las sillas y las mesas restaurándolas en pequeños talleres locales.

La barra es el elemento principal que preside y organiza el espacio mediante el roble utilizado en el botellero y la piedra natural. Es el motor conceptual y emocional del proyecto y genera en la actualidad toda la actividad.

Un gran banco cálido con arrimadero envuelve la zona principal y la ilumina.

El local es realizado también con materiales actuales como los vidrios laminados de color, las imágenes impresas en el falso techo y todos aquellos elementos técnicos, acústicos y lumínicos que hacen posible la actividad en la actualidad.

En colaboración con el fotógrafo manresano Joan Villaplana incorporamos una imagen que aplicada al falso techo a partir de la captación de imágenes cenitales del antiguo local, mantiene y transmite la esencia a nuevos y antiguos usuarios.